fbpx

¿El pan engorda? ¿Es más sano el pan integral que el pan blanco? ¿Es posible perder peso sin evitar el pan? Si te has planteado alguna vez estas dudas, ¡quédate porque vamos a resolver los principales mitos del pan!

 

1. EL PAN NO ENGORDA

Una de las principales dudas que existen en torno al pan es si este alimento engorda o no. El pan es un alimento que no contiene casi grasa y que, por lo tanto, no engorda. Tiene un aporte calórico moderado (unas 250 kcal/100 g), tiene un alto contenido en hidratos de carbono, en vitaminas del grupo B y es una fuente de fibra, lo que favorece un efecto saciante. 

No hay una base científica que sostenga que el pan tenga una acción directa en la obesidad de una persona, por lo que no se debería ni reducir ni excluir de cualquier dieta normal. Lo que de verdad suele tener gran aporte calórico son los acompañamientos (chocolate, embutido….)

 

 

 El pan tiene un aporte calórico moderado (unas 250 kcal/100 g), apenas contiene grasa y es una fuente de fibra, lo que favorece un efecto saciante. Este producto tiene un alto contenido en hidratos de carbono, pero también en vitaminas del grupo B. Realmente, lo que engorda, es decir, el verdadero aporte calórico está en lo que acompaña a ese pan., por lo que no se debería ni reducir ni excluir de cualquier dieta normal

De hecho, se ha comprobado científicamente que no hay relación directa entre el consumo de pan y la obesidad de una persona. El aumento de peso se produce cuando consumimos más energía de la que somos capaces de gastar. 

 DIETA? Aquí no deberíamos hablar tanto de ‘pan’ como de ‘tipo de pan’. Según los nutricionistas el consejo a seguir sería: reducir la cantidad de pan blanco (panes de mala calidad, elaborados de forma rápida con harinas refinadas) y apostar siempre por versiones integrales. Es decir, comer menos pan, pero de mejor calidad nutricional. Siendo así, el pan puede formar parte de una dieta que tiene como fin la pérdida de peso. No obstante, los expertos recuerdan también que la aportación de hidratos a la dieta debe llegar, de forma mayoritaria, a través de otros alimentos como frutas, verduras y hortalizas.

A %d blogueros les gusta esto: